Aventuras en la REPÚBLICA DEMOCRÁTICA DEL CONGO

Si me pusieran una pistola en la cabeza (que, por cierto, eso es algo que ya ha ocurrido) y me obligaran a elegir un continente al que viajar, probablemente esta sería la conversación: Cont →